Ramadán 2020

Ramadán

El Ramadán, el mes santo dentro de la religión islámica, reúne cada año a más de 1600 millones de musulmanes en una festividad de intensas oraciones, ayunos hasta el anochecer y celebraciones nocturnas.

¿Cuando comienza el Ramadán 2020?

El comienzo del Ramadán 2020 está fijado para el día 24 de abril y se extenderá entre 29 o 30 días, finalizando con la celebración del Eid al-Fitr. Estas fechas, sin embargo, son válidas únicamente para el Ramadán 2020, pues cada año los días de comienzo y final de esta festividad, varían en función del calendario musulmán.

Para entender las variaciones en el día de comienzo de esta festividad, debemos saber que el calendario musulmán es lunar y, por tanto, está basado en los movimientos lunares, siendo 11 días más corto que el calendario solar.

Tradicionalmente, se establecía el comienzo de los diferentes meses musulmanes por el primer avistamiento del cuarto creciente lunar, algo que en ocasiones resultaba complicado por problemas meteorológicos o de la metodología de observación, lo que ha llevado a la creación de diferentes metodologías de estimación para facilitar la fijación de las fechas.

De esta forma y según el calendario musulmán, el Ramadán es el noveno mes del año y su inicio se ha fijado en la mayoría de países musulmanes, para el 24 de abril. Como el avistamiento de la luna depende del país, se debe tener en cuenta que el día puede variar ligeramente entre países.

¿Qué es el Ramadán?

Ramadán que es

El Ramadán es una festividad y tradición musulmana que conmemora la fecha en la que el profeta Mahoma tuvo las primeras revelaciones sobre el Corán, tras retirarse al desierto cercano a la Meca para reflexionar sobre su fe. Durante este retiro Mahoma recibió la visita del ángel Gabriel que le descubrió como el elegido para recibir y transmitir la palabra de Dios.

¿Por qué se realiza el ayuno en el Ramadán?

El ayuno es uno de los cinco pilares del Islam junto a la declaración musulmana de fe, la oración diaria, la caridad y la realización de la peregrinación a la Meca.

El ayuno supone una forma de sacrificio y autocontrol que permite acercar a los fieles a Dios. Este ayuno que se prolonga desde el amanecer hasta el anochecer tiene el objetivo de mejorar la paciencia, fortaleza y el autoconocimiento de las personas, además de permitirles entender lo que viven los menos afortunados. Es decir, se entiende el ayuno como una forma de purificación religiosa, sanitaria, mental y moral.

Aunque el ayuno alimenticio es una de las características más conocidas de esta celebración, lo cierto es que a lo largo del día tampoco se pueden tomar bebidas, fumar o mantener relaciones sexuales, siendo obligatorio si se incumple el pago del kaffara, una donación para los más necesitados.

El Ramadán hace que los fieles se separen de los placeres mundanos para centrarse en sus oraciones, en la lectura del Corán y en ayudar a los más desfavorecidos.

¿Quién está exento de hacer ayuno?

El ayuno es obligatorio para todas las personas que se encuentren sanas, sin embargo, en Sura Al-Baqara Dios mencionó algunas excepciones (viajeros y enfermos) a esta norma que los estudiosos del Corán han adaptado a los siguientes motivos:

  1. Personas que padezcan algún tipo de enfermedad física o mental.
  2. Viajeros.
  3. Mujeres que estén embarazadas, estén en un periodo de lactancia o tengan la menstruación.
  4. Personas ancianas, siempre y cuando el ayuno pudiese empeorar su salud.
  5. Niños que no hayan pasado el periodo de pubertad

Las personas que deban detener el ayuno de forma temporal, deberán ayunar los días que no hayan podido hacerlo durante el Ramadán a lo largo del año, ya sea en días consecutivos o no.

¿Qué causas pueden invalidar el ayuno?

Como el objetivo del ayuno durante el Ramadán es la purificación corporal y mental de los fieles, la palabra de Dios determinó que esto no debía causar ningún daño a la persona, por lo que existen razones que invalidan el ayuno, las cuáles pueden tener un origen intencional o no. Estas son:

  1. Toma de medicamentos, incluidos aquellos que se aplican por la nariz y los oídos.
  2. La menstruación.
  3. Mantener relaciones sexuales.
  4. Vomitar de forma intencionada.
  5. Comer, beber o fumar a causa de un olvido o por confundir el horario.

¿A quién hay que pagar el Zakat al-Fitr?

El Zakat al-Fitr también denominada como Fitrana es una norma de la religión musulmana que obliga al pago de una limosna o impuesto al finalizar el mes sagrado del Ramadán. El objetivo de este pago es purificar a la persona, eliminar su vanidad y fortalecer los vínculos dentro de la comunidad entre personas más y menos desfavorecidas, pudiendo celebrar todos juntos el final del Ramadán, sin ningún tipo de necesidad.

El pago del Zakat al-Fitr debe destinarse a los más necesitados, pudiendo hacerse de forma personal o a través de las diferentes organizaciones en la que se participe, para que estas las distribuyan entre todos los miemrbos. También existe la posibilidad de realizar este pago a los familiares más necesitados sin que estos pueden ser los padres, cónyuges o hijos de la persona, cuando es responsable directo de ellos.

El Ramadán 2020 está siendo muy diferente a los de los años previos, pues la llegada del Coronavirus ha imposibilitado la celebración y unión entre familiares y amigos. Sin embargo, esperamos que este sea un mes de paz y felicidad para todos los musulmanes.

Share This